Santa Pola e Isla de Tabarca, dos enclaves maravillosos

Santa Pola e Isla de Tabarca, dos enclaves maravillosos
Comparte con otros viajeros :)

En el sureste de España, en plena costa mediterránea, se extiende la Costa Blanca, un precioso enclave litoral repleto de playas maravillosas y paradisíacas y lleno de hermosos pueblos con encanto. Uno de ellos es Santa Pola, un destino vacacional perfecto para relajarse y disfrutar del sol.

Santa Pola es un lugar muy tranquilo que ofrece una enorme propuesta de actividades para todas las edades y gustos, desde opciones de descanso a otras experiencias que quedarán gravadas en la memoria de quienes las lleven a cabo.

¿Qué hacer en Santa Pola?

Las playas de Santa Pola son un lugar perfecto para disfrutar. La localidad cuenta con largos tramos de arena y pequeñas calas muy hermosas. Muchas de estas playas están ubicadas muy cerca del centro de la población, por lo que no hay que desplazarse mucho para disfrutar de un día de arena y sol.

También es posible huir del bullicio de unas playas llenas de bañistas en lugares más tranquilos y apartados, como la Playa de la Ermita, la Playa de la Gola, las Calas del Cuartel y las Calas de L’Ajub. También destacan la Gran Playa, Playa Lisa, Playa Tamarit, Playa del Pinet y las Calas Santiago Bernabéu.

Deportes acuáticos

Por su privilegiada situación, Santa Pola es un lugar privilegiado para los amantes de los deportes acuáticos, pues sus playas presentan unas condiciones ideales para la práctica del windsurf y del kitesurf. Estos deportes cuentan con muchos aficionados locales, por los que es fácil conocer a gente aficionada a esos deportes.

Excursiones en barco

Santa Pola es el pueblo más cercano a la Isla de Tabarca, ya que solo las separan 9 kilómetros de distancia. Tabarca es la isla poblada más pequeña de España, con menos de un centenar de residentes todo el año. Pero es en los meses de verano cuando su población se dispara, algo que pasa en la totalidad de pueblos de costa de nuestro país.

Para hacer una excursión a Tabarca desde Santa Pola, existen las llamadas Tabarqueras, unos pequeños transbordadores que llevan a la isla. Pero existe también la posibilidad de poder alquilar un barco para vivir una experiencia inolvidable de conexión con el mar. Es una experiencia muy recomendable y, si quieres llevarla a cabo, alquila tu barco en Santa Pola en windsailcharter.

Podrás vivir el contacto con la naturaleza de una manera más estrecha, notando la brisa del mar y escuchando el sonido de las olas


Comparte con otros viajeros :)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *