Consejos para viajar a Marrakech

Consejos para viajar a Marrakech

Marrakech es una ciudad marroquí llena de color, historia y cultura. Con su impresionante mezquita Koutoubia, los jardines de la Bahía de Agdal y el laberinto de calles del barrio de la Medina, la ciudad es un destino turístico popular en África. Sin embargo, viajar a Marrakech puede ser un poco desafiante para los visitantes no acostumbrados a su estilo de vida y costumbres.

Consejos para viajar a Marrakech

A continuación, te presentamos algunos consejos para ayudarte a planificar tu viaje a Marrakech.

Elección del alojamiento

Una de las primeras cosas que debes considerar al planificar tu viaje a Marrakech es dónde alojarse. La ciudad cuenta con una amplia variedad de opciones, desde hoteles de lujo hasta casas tradicionales conocidas como riads.

Los riads son una excelente opción para aquellos que buscan experimentar la vida local y típicamente cuentan con patios y jardines privados, así como un servicio cálido y amigable. Sin embargo, también son un poco más caros que los hoteles convencionales. Si prefieres algo más económico, puedes optar por una pensión o un hostal.

Vestimenta

Marrakech es una ciudad conservadora, por lo que es importante respetar las costumbres locales en cuanto a la vestimenta. Es especialmente importante para las mujeres cubrirse los hombros y las piernas, especialmente cuando visiten lugares sagrados como mezquitas. También es recomendable evitar llevar ropa demasiado reveladora o ajustada.

Compras en el souk

El souk, o mercado tradicional, es uno de los principales atractivos de Marrakech. Aquí, los visitantes pueden encontrar una gran variedad de productos, desde telas y cerámica hasta joyas y especias. Sin embargo, es importante tener en cuenta que los precios no están fijos y es común regatear. Es recomendable investigar los precios antes de comprar y ser amable y respetuoso durante el proceso de negociación.

Comida

La comida marroquí es deliciosa y variada, con una gran influencia de la cocina árabe e india. Platos populares incluyen el tajín, un guiso de carne o verduras con especias, y el couscous, un plato tradicional de cuscús. Sin embargo, es importante tener en cuenta que la comida marroquí puede ser bastante picante, por lo que es ecomendable preguntar sobre el nivel de picante antes de ordenar. También es recomendable evitar comer en lugares muy turísticos, ya que suelen ser más caros y menos auténticos. En cambio, opta por los restaurantes y los puestos callejeros recomendados por los locales.

Guías turísticos

Aunque es posible explorar Marrakech por su cuenta, contratar a un guía turístico puede ser muy útil para obtener una mejor comprensión de la ciudad y sus costumbres. Los guías turísticos pueden proporcionar información valiosa sobre la historia y la cultura de Marrakech, así como recomendaciones para los mejores lugares para comer y comprar. Sin embargo, es importante asegurarse de contratar a un guía turístico legítimo y evitar a aquellos que pueden ser demasiado insistentes o intentar llevarte a tiendas de sobreprecio.

Seguridad

Marrakech es generalmente una ciudad segura para los visitantes, pero es importante tomar medidas de precaución para evitar problemas. Es recomendable evitar llevar objetos de valor innecesarios y mantener un ojo en tu cartera y tu equipaje. También es importante evitar caminar solo en áreas poco transitadas o durante la noche. Si necesitas ayuda o asistencia, no dudes en buscar a un agente de policía o un miembro del personal del hotel.

Qué ver en Marrakech

Qué ver en Marrakech
Qué ver en Marrakech

Marrakech es una ciudad llena de historia, cultura y belleza natural. Si estás planeando un viaje a esta ciudad marroquí, aquí hay algunos de los principales lugares que debes visitar:

  • La mezquita Koutoubia: Es la mezquita más grande de Marrakech y uno de los edificios más icónicos de la ciudad. Aunque no se permite el acceso a los no musulmanes, aún se puede apreciar su impresionante arquitectura desde fuera.
  • El Palacio Bahia: Este espectacular palacio del siglo XIX es un excelente ejemplo de la arquitectura tradicional marroquí. Se pueden ver sus hermosos jardines, patios y salones decorados con azulejos y madera tallada.
  • Jardines Majorelle: Estos hermosos jardines privados del pintor francés Jacques Majorelle son un oasis de tranquilidad en medio de la ciudad. Se pueden ver una gran variedad de cactus, palmeras y flores exóticas, así como una colección de arte berbere.
  • La plaza Jemaa el Fna: Es el corazón de Marrakech y un lugar ideal para ver y ser visto. Durante el día, se pueden ver vendedores de comida, músicos y artistas callejeros, mientras que por la noche se convierte en un animado lugar de encuentro para los locales.
  • El barrio de la Medina: Este laberinto de calles y callejones es el lugar perfecto para perderse y descubrir la vida cotidiana de Marrakech. Aquí se pueden encontrar tiendas, talleres y casas tradicionales conocidas como riads.
  • El Museo de Marrakech: Este museo moderno alberga una gran colección de arte y objetos tradicionales marroquíes, incluyendo cerámica, textiles y joyas.
  • El Tombeau de Saadian: Es un conjunto de tumbas saadianas del siglo XVI que fueron redescubiertas en 1917. Aquí se pueden ver las tumbas de los sultanes saadianos y sus familias, así como hermosos mosaicos y decoraciones.
  • El Minaret de la Koutoubia: Es el minarete más alto de Marrakech y uno de los más grandes de África. Desde la cima, se pueden disfrutar de impresionantes vistas de la ciudad.
  • El Jardín de la Bahía de Agdal: Este impresionante jardín real del siglo XII es un lugar ideal para pasear y disfrutar de la naturaleza.
  • El Hammam de la Bahia: Este baño turco tradicional es una experiencia única en Marrakech. Los visitantes pueden relajarse en un ambiente tradicional y disfrutar de un baño caliente, un masaje y un tratamiento de exfoliación.
  • La mezquita de la Kutubiyin: Es una de las mezquitas más antiguas de la ciudad, construida en el siglo XII. Aunque no se permite el acceso a los no musulmanes, se puede apreciar su arquitectura desde fuera.
  • El Palacio de El Badi: Este palacio construido en el siglo XVI es famoso por su arquitectura y su historia. Aunque gran parte del palacio está en ruinas, todavía se pueden ver algunas de las impresionantes estructuras y decoraciones originales.
  • El Jardín de los Henna: Este pequeño jardín es famoso por sus arbustos de henna, de donde se extrae una planta usada para teñir el cabello y la piel. Los visitantes pueden ver una gran variedad de plantas y flores, así como un pequeño estanque.
  • La Medina de Marrakech: Es un lugar que debes visitar para experimentar la vida cotidiana de Marrakech y ver algunos de los edificios más antiguos de la ciudad, como la Medersa Ben Youssef, una escuela coránica del siglo XVI.
  • El Jardín de Menara: Es un jardín tradicional rodeado de un estanque y una gran variedad de vegetación, es un lugar perfecto para relajarse y disfrutar de la belleza natural de Marrakech.

8 cosas que hacer en Marrakech

cosas que hacer en Marrakech
Cosas que hacer en Marrakech

Marrakech es una ciudad llena de vida y ofrece una gran variedad de actividades para los visitantes. Aquí hay algunas ideas de cosas que puedes hacer durante tu viaje:

Explorar el souk (mercado tradicional): El souk es uno de los principales atractivos de Marrakech y es el lugar perfecto para encontrar recuerdos y souvenirs. Es posible encontrar una gran variedad de productos, desde telas y cerámica hasta joyas y especias. Sin embargo, es importante tener en cuenta que los precios no están fijos y es común regatear.

Tomar un baño en un hammam: Un hammam es un baño tradicional marroquí donde los visitantes pueden relajarse en un ambiente cálido y húmedo. Los hammams ofrecen una variedad de servicios, como baños calientes, masajes y tratamientos de exfoliación.

Otros Destinos Principales

Visitar un jardín tradicional: Marrakech cuenta con una gran variedad de jardines tradicionales, como los Jardines Majorelle, el Jardín de la Bahía de Agdal y el Jardín de Menara. Estos jardines son un oasis de tranquilidad en medio de la ciudad y son ideales para pasear y disfrutar de la naturaleza.

Tomar una clase de cocina: Aprender a cocinar comida marroquí es una excelente manera de experimentar la cultura local. Hay varias escuelas de cocina en Marrakech que ofrecen clases para principiantes y expertos.

Ver un espectáculo de baile tradicional: Marrakech es famosa por sus espectáculos de baile tradicional, como la danza del vientre y el baile gnawa. Los visitantes pueden disfrutar de estos espectáculos en lugares como el Palacio Bahia o en el hotel La Mamounia.

Pasear en camello: Un paseo en camello por las dunas del desierto es una experiencia única e inolvidable. Los visitantes pueden disfrutar de una vista panorámica de la ciudad y del paisaje del desierto.

Experimentar una tarde en un café tradicional: Los cafés tradicionales son lugares ideales para relajarse y disfrutar de un té marroquí o un café. Los visitantes pueden disfrutar de un ambiente relajado y de la música en vivo.

Visitar un Museo: Marrakech cuenta con varios museos interesantes, como el Museo de Marrakech, donde se pueden ver una gran variedad de arte y objetos tradicionales marroquíes.

Historia de la ciudad

Marrakech es una ciudad con una rica historia y cultura. Fue fundada en el año 1062 por el sultán marroquí Youssef ibn Tachfin, líder de la dinastía Almorávide. La ciudad se convirtió rápidamente en un importante centro comercial y cultural, atrayendo a comerciantes, artistas y artesanos de toda África y del mundo árabe.

Durante el siglo XII, Marrakech se convirtió en la capital del Imperio Almorávide y se convirtió en uno de los principales centros culturales y religiosos de África. Se construyeron impresionantes mezquitas, palacios y jardines, y se desarrolló una gran variedad de artesanías y productos.

En el siglo XIII, la ciudad cayó bajo el control de la dinastía saadiana, que continuó desarrollando la ciudad y construyendo nuevos edificios y monumentos. Durante este período, se construyeron el Palacio Bahia y el Tombeau de Saadian, que son dos de los lugares más visitados de la ciudad hoy en día.

En el siglo XIX, Marrakech se convirtió en un destino popular para viajeros europeos, atraídos por su belleza y su cultura. Muchos artistas y escritores, como Paul Bowles y Jacques Majorelle, se establecieron en la ciudad y contribuyeron a su renombre.

Hoy en día, Marrakech es una ciudad vibrante y cosmopolita que combina su rica historia y cultura con una escena turística en constante crecimiento. Es un destino popular para turistas de todo el mundo que buscan experimentar su arquitectura, su comida y su vida nocturna.

Costumbres de sus habitantes

Marrakech Costumbres de sus habitantes
Marrakech Costumbres de sus habitantes

Marrakech es una ciudad con una rica cultura y tradiciones, y sus habitantes son conocidos por su hospitalidad y amabilidad. Algunas de las costumbres y tradiciones más comunes de los habitantes de Marrakech incluyen:

  • La importancia de la familia y la comunidad: La familia y la comunidad son muy importantes para los habitantes de Marrakech. Se espera que las personas se cuiden mutuamente y se ayuden en tiempos difíciles. Los vecinos suelen ser muy amigables y se conocen entre sí.
  • El respeto por las tradiciones religiosas: La mayoría de los habitantes de Marrakech son musulmanes y se espera que respeten las tradiciones religiosas. Por ejemplo, durante el mes sagrado del Ramadán, se espera que las personas ayunen durante el día y se dediquen a la oración y a la reflexión.
  • La importancia de la comida: La comida es una parte importante de la cultura de Marrakech. La comida marroquí es conocida por su sabor y su variedad, y se espera que las personas compartan comida con amigos y familiares.
  • La importancia del arte y la artesanía: El arte y la artesanía son una parte importante de la cultura de Marrakech. La ciudad es famosa por sus artesanos y sus tiendas de artesanías, donde se pueden encontrar productos hechos a mano como cerámica, textiles y joyas.
  • La importancia de la hospitalidad: Los habitantes de Marrakech son conocidos por su hospitalidad y amabilidad. Se espera que las personas reciban a los visitantes con una sonrisa y les ofrezcan un té o un café.
  • La importancia de la moda: Los habitantes de Marrakech son conocidos por su estilo de moda tradicional, como los djellabas y los fez. Aunque también se ven cada vez más influencias occidentales en la ropa de los habitantes.

En general, los habitantes de Marrakech son personas amables y acogedoras, y su cultura y tradiciones son una gran parte de lo que hace que la ciudad sea tan especial. Es importante respetar y comprender sus costumbres y tradiciones para disfrutar al máximo de su visita.

Marrakech es un destino turístico emocionante y lleno de vida. Con un poco de planificación y preparación, los visitantes pueden disfrutar de todo lo que la ciudad tiene para ofrecer mientras respetan las costumbres locales.

Tours en Marrakech

Las mejores razones para realizar viajes por la naturaleza
Jota L.
Web | + artículos

Hola, soy Jota, ¡Gracias por visitar nuestro blog!

En 2016 dejamos nuestra monótona vida y comenzamos a perseguir cascadas, atardeceres y vistas de todo el mundo. En este blog, compartimos historias y consejos de viajes favoritos.

Queremos que todo el mundo pueda viajar a donde quiera, tan a menudo como quiera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *